NINGUNA AUTORIDAD POR MÁS PODEROSA QUE SE CREA PUEDE ATENTAR CONTRA TUS DERECHOS UNIVERSALES

miércoles, diciembre 30, 2009

Mensaje de año nuevo al pueblo venezolano del Periodista Leocenis García



2010 será el año de Lo POSIBLE. La travesía ha sido dura. Hemos luchado contra tempestades y enardecidas olas; agrietaron la embarcación,rasgaron las velas y por poco nos han hecho naufragar en medio de la tormenta. Juntos nos hemos guarnecido del diluvio. Pero, el sol vendrá. La alegría ya viene.


Todos, nos necesitamos. Tiempo es, para mirar hacia dentro y unirnos; partidos, sociedad civil, estudiantes,ONG,s; enmendemos el barco y lleguemos a puerto. Vamos a llegar.

Urge, hoy y ahora, el valor y la decisión para enfrentarse a la orgía que empuja la tripulación hacia el fondo. De ponerle un freno al capitán borracho de soberbia y enceguecido por la petulancia.

El capitán "por ahora" es un dictador y no un demócrata. Quitémosle el timón. El capitán Chávez burló a un pueblo en cuyo nombre dice hablar, y del cual, alega haber recibido un mandato de poder absoluto y dictatorial. Así lo consignó por escrito, en un carta enviada a los magistrados de la Corte Suprema de Justicia en 1999 . Ahí reclamó para si la exclusividad en la conducción del Estado,del barco. El "capitán" Chávez cree, sinceramente, que el Estado es él. Que es el único que puede conducir el barco...Y no es así!


Chávez tiene todo un poder dictatorial ( Fiscalía, TSJ, Contraloria, AN, Defensoría) obediente a su voluntad que tiene, según dice, el poder de disponer de nuestras vidas a su arbitrio, pues no están limitados por más ley que su voluntad. Quitémosle el timón. Llegó el momento.


Feliz año,desde la cárcel de Tocuyito,miramos el futuro con esperanza. La alegría ya viene!!!.


Leocenis García

Periodista y preso político.

Pabellón A1 de la cárcel de Tocuyito.

30 de diciembre de 2009

1 comentario:

Inés de Cuevas dijo...

Queridos amigos, en: http://inesdecuevas.blogspot.com
les he dejado mi mensaje de Año Nuevo.

Os quiero infinitamente.

Un buen abrazo y un beso grandote.

Inés de Cuevas.